EL TAMBOR DE LA BOLSA - Trading en los Mercados Financieros desde 2007

sábado, 18 de marzo de 2017

Selector de Acciones de Valor (y 2)

Hace algunas semanas comenzamos a ver cuáles eran los pasos que había que seguir para elaborar un selector de Acciones de Valor. Se trata de una estrategia basada en el concepto de Value Investing y, en particular, en la revisión que estamos haciendo hemos decidido centrarnos en un estilo clásico de filtrado. Si eres seguidor del análisis fundamental, probablemente esta técnica de inversión encaje perfectamente con tu mentalidad.

En la primera parte del artículo estuvimos viendo cuáles eran los filtros que había que establecer para extraer una lista de acciones con potencial alcista, siempre desde el punto de vista de la Inversión por Valor (ver post Selector de Acciones de Valor - 1). Hoy trataremos de dar unas últimas pinceladas para completar la estrategia y también haremos hincapié en la revisión periódica del selector. Continuemos, pues, con la cartera clásica de Acciones de Valor.

Cartera Clásica de Acciones de Valor


Obviamente, como hemos comentado, una opción sería incluir directamente los 15 títulos en nuestra cuenta de inversión. Sin embargo, es más que posible que nuestra estrategia de inversión tenga algún tipo de limitación en este sentido. Imaginemos, por tanto, que nuestras reglas únicamente nos permiten mantener un máximo de 10 títulos tecnológicos en cartera.


Entonces, a la vista de las 15 acciones extraídas por el filtro, ¿con cuáles nos quedaríamos? Bueno, aquí tendríamos dos formas claramente diferenciadas de hacer la selección.

1º) Selección Cualitativa: En este caso, nos guiaremos por criterios cualitativos. Esto es, por criterios que no pueden ser recogidos por ningún ratio numérico. Por ejemplo, podríamos decidir quedarnos con aquellas empresas que tengan alguna (o varias) de las siguientes características.

- Las mejores marcas.
- El mejor equipo directivo.
- El mejor marketing.
- Los clientes más fieles.
- Las mejores patentes.
- Los mejores proveedores.
- Las mejores carteras inmobiliarias.
- La mejor responsabilidad social corporativa.
- Sin demandas potenciales.
- Etc...


En realidad, aquí hay mucho de valoración subjetiva y cada inversor tendrá sus preferencias. Lo bueno es que ya estamos trabajando con 15 grandes títulos y, por tanto, hay menos probabilidades de que cometamos algún error relevante.

2º) Selección Cuantitativa: En este caso la elección se realizará en función de los ratios fundamentales. Lo más normal es que nos quedemos con los valores que muestren mayor fortaleza en los indicadores. Por ejemplo, podríamos quedarnos con aquellos títulos que tengan mejor PER o mejor PER Futuro, ya que este ratio es el más importante desde el punto de vista de la inversión por Valor.

Tip: ¿Sabías que también se pueden elaborar estrategias con el PER a nivel de país?

A este respecto, el screener de Finviz nos permite mostrar por pantalla únicamente aquellos ratios que consideremos más relevantes (pestaña "Custom"). 

Screener Finviz: Filtro Clásico de Acciones de Valor (Custom)

En la imagen anterior se han incluido únicamente los indicadores que hemos tenido en cuenta a la hora de elaborar nuestro Selector de Acciones de Valor (Capitalización, PER, PER Futuro, PV, PVC, Recomendaciones y Precio). Como vemos, en la ventana la lista aparece ordenada en función del PER, pero podría clasificarse por cualquiera de los otros indicadores mostrados.

Siguiendo con el tema de la selección cuantitativa, una forma muy interesante de quedarnos con los 10 mejores valores del listado es tener en cuenta todos y cada uno de los 5 ratios del selector: PER, PER Futuro, PVC, PV y Recomendación. Así, no continuaremos simplemente con los títulos con mejor PER o con mejor PVC, sino con los que tienen un mejor promedio en todos los indicadores. Es cierto que este filtrado lleva algo más de tiempo, pero también produce mejores resultados a largo plazo.

En el caso del ejemplo, yo he realizado la búsqueda de los títulos que tienen una mejor valoración en el promedio de los 5 ratios. Así, nuestra cartera de inversión quedaría compuesta por los siguientes valores: CANADIAN SOLAR, POPULAR, ENCORE CAPITAL GROUP, ARCBEST CORPORATION, COVENANT TRANSPORTATION GROUP, WESTERN DIGITAL CORPORATION, ATLAS AIR WORLDWIDE, SAIA, FEDERATED NATIONAL HOLDING y RUSH ENTERPRISES.


Esta sería la forma de quedarnos con un grupo restringido de compañías, siempre y cuando nuestra estrategia de inversión no nos permita incorporar el listado completo de títulos extraído por el Selector de Acciones de Valor. Como veis, aunque hay dos formas de hacer la selección final, no es difícil deducir que tengo inclinación por el filtrado cuantitativo. De todas formas, no os preocupéis demasiado por este punto ya que, en realidad, todas las acciones del listado del Selector se corresponden con empresas de gran calidad.

Revisión periódica del Selector de Acciones de Valor


Una vez elegidos los valores que deberán formar parte de nuestra cartera de inversión, llega el momento de abordar el tema de la revisión periódica de la extracción. Se trata de una operación que no está asociada únicamente a este tipo de Selector y que, en realidad, hay que realizar en todas las estrategias pasivas de inversión. La razón es que, aunque nuestro screener nos devuelva las 10 mejores acciones del momento actual, existe la posibilidad de que alguno de estos valores no merezca seguir estando en la lista dentro de 3 meses.


Por tanto, ¿cada cuánto tiempo deberíamos revisar nuestra cartera? En estos casos, yo siempre hago referencia a los 3 posibles niveles de revisión.

- Revisión mensual:  para los traders más activos, lo más recomendable es hacer una revisión mensual. Esto implica lanzar el selector cada mes y cambiar los valores que sean necesarios. Se venden los que ya no se extraigan con el filtro y se compran los nuevos títulos seleccionados.

- Revisión trimestral: para los inversores promedios debería bastar con hacer una revisión trimestral de la cartera. Las empresas suelen presentar sus resultados trimestralmente, así que lo más normal es que no haya grandes variaciones en períodos más pequeños de tiempo.

- Revisión anual: a los inversores más conservadores les podría valer con hacer una única revisión cada año. Probablemente se nos escape alguna empresa en declive pero, a cambio, concederemos más tiempo al resto de títulos para que dejen aflorar su rentabilidad por Valor.

En cualquier caso, lo que no debemos hacer es dejar la cartera más de un año sin revisar. Conozco inversores que hacen una selección de valores y luego se olvidan de ellos. Cuando, 5 años más tarde, consulten el estado de la cartera, puede que se lleven alguna sorpresa desagradable. Aunque hayamos seleccionado a los mejores valores del momento, eso no quiere decir que no vayan a tener contratiempos imprevistos a lo largo de los años. La revisión periódica es imprescindible.


Con todo lo comentado en este post y en el anterior, ya deberíamos ser capaces de implementar una estrategia basada en la selección de Acciones de Valor. Quedaría un único punto por discutir y es el de si queremos introducir stoploss en nuestros títulos o no. Los resultados a largo plazo son similares en ambos casos aunque, eso sí, el uso de stoploss (y de trailing stop) sirve para disminuir la volatilidad de la curva de rentabilidad de nuestra cuenta. Así que, en realidad, dependerá de la psicología de cada inversor tomar una alternativa u otra.

Pues nada, eso es todo por lo que respecta al Selector de Acciones de Valor. Como he dicho más arriba, una vez que hemos visto el filtro tradicional, en el futuro intentaré hablaros de otras tipologías de selectores. En cualquier caso, comentadme cualquier duda que tengáis sobre este tema.

Saludos.

Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...